sábado, 19 de junio de 2010

"NO ES MI PROBLEMA"

Lo ocurrido con la Ciudad de la Justicia de Valdebebas es -se mire como se mire- un escándalo. Leo que el Gobierno de la Comunidad de Madrid se ha gastado nada menos que 100 millones de euros en el proyecto que ahora abandona por falta de financiación. Los gastos de rescisión de contratos son también millonarios en euros. No es que los gastos se hayan disparado; es que el proyecto no se termina y hay que indemnizar a los adjudicatarios a pesar de no hacer las obras. Un despilfarro, en mi opinión, aumentado por ciertos megalómanos.

Las consecuencias son lamentables, no solo en términos económicos. Hay un número importante de pequeñas instalaciones en Madrid donde se sitúan diferentes órganos de la administración de justicia. Dispersos por toda la capital. Y además, algunos de ellos en pésimas condiciones. El otro día le pregunté al Secretario de Estado de Justicia sobre el tema y si el Ministerio no podía echar una mano y tratar de arreglar (o de colaborar a hacerlo) esta situación. Me dijo que no era competencia del Ministerio. Claro, eso ya lo sabía yo. Pero es lamentable que un desastre como la gestión de este proyecto en Madrid no haya de poder ser paliado por una intervención del Ministerio, de alguna manera. Porque el funcionamiento de la Justicia si es competencia estatal. En fin, al menos dos lustros más con esta penuria de medios en las instalaciones de Justicia de la Comunidad de Madrid.