viernes, 13 de junio de 2008

Misterios del universo

Hace unos días salía publicado en la prensa nacional un artículo sobre los nuevos misterios del universo. Al parecer , tras el big bang , hace 13.700 millones de años, el universo comenzó a expandirse y lo lógico era pensar que tras esa explosión gigantesca que originó todo , llegaría a un punto en que dejaría de expandirse y se contraería. Sin embargo, hace 10 años se descubrió que esto no es así ,sino que la expansión del universo ha llegado a un punto en que inexplicablemente se ha acelerado , sin saber a ciencia cierta a qué se debe, salvo que parece que existe una materia oscura que parece atraerlo todo y ello explicaría dicha aceleración.
Tengo que reconocer que los misterios del universo y del espacio siempre me han atraido mucho y no he podido dejar de pensar que es realmente paradójico que haya sabios que estén intentando explicar donde están los límites por explorar del universo, y que sin embargo en aquello en lo que nos movemos cada día, en la Justicia, no haya ni un solo sabio que nos pueda decir qué es lo que no funciona . ¿Es la politización de la Justicia su principal mal? ¿están los funcionarios mal pagados? ¿no hay un sistema eficaz de exigencia de responsabilidad para aquellos que no hacen correctamente su trabajo? ¿es , simplemente, imposible que la Administración de Justicia funcione? ¿algún día funcionará? ... Miles y miles de preguntas que nos hemos hecho y que respondemos, pero sin conseguir resultados .
Se me ocurren miles de ideas paralelas entre los problemas de la Administración de Justicia y el universo en expansión, pero prefiero dejarlas a la imaginación de los lectores. Sólo espero que algún día en algo tan cercano como la Justicia lleguemos tan lejos como en la exploración de los límites del universo.

1 comentario:

Salvador Viada dijo...

Se poco del universo. Para mi los misterios del universo se confunden con los misterios sobre Dios, y no tengo claros ni unos ni otros. Pero si tengo claro que el mayor problema de la Justicia, del que derivan todos los demás, es que está organizada para ser controlada políticamente, y que cualquier otra cosa se subordina a eso. Para mi, al menos, está más claro el problema de la justicia que el del universo. Pero tiene gracia el planteamiento.